Amor rómpeme el coño hasta que llegue al orgasmo

1093

Amor, rómpeme el coño que estoy muy caliente y no pares hasta que yo llegue al orgasmo. Fueron las palabras que la jovencita rubia le dijo a su novio antes que le diera la brutal follada que le dieron ese día en el sofá. Pero todo empezó con ella disfrazada de gatita. O algo que se parecía pero que le dejaba el culo y su rajita bien al descubierto, eso la puso un poco excitadas y no lo pensó dos veces para lanzarse sobre su macho y buscar que el tío metiera su verga gorda dentro de su chocho. No es algo difícil para una chica tan guapa, cualquier la hubiera follado como ella quisiera.