Perdiendo la virginidad con su propia madre

1223
Share
Copy the link

De seguro que cualquiera diría que este tío ya es mayorcito para dormir la siesta con su madre. Y claro, sucedió lo que tenía que suceder: que despertó viendo a esta guapa madura junto a él, y se puso cachondo. Con mucho cuidado para no despertarla, hizo su pantalón y sus braguitas a un lado, para poder ver su coño peludo. Pero como era el primer contacto carnal tan cercano que tenía con una mujer, ya que es un chico virgen, acabó por despertar a la madre. La tetona madurita no tardó en darse cuenta de lo que pasaba, y puestos a que su hijo se fuera a la cama con otra, mejor es que follara con ella en su primera vez.