Salvavidas jovencita montando una larga polla negra

27
Share
Copy the link

Estar todo el día vigilando que nadie se ahogue es una labor de héroes. O de heroínas como es este caso de una chica joven que todo el día mira a todos en la playa para que estén seguros. Pero también mira a los guapos y al final del día termina muy caliente. Es obvio y no es porque sea una puta. Lo bueno es que antes de irse a su casa con su novio con quien está comprometida, ella pasa un rato montando una larga polla negra. La de su compañero de trabajo, porque no es una zorra para hacerlo con un desconocido; no va a dejar que cualquier extraño penetre su coño.